Seleccionar página

WASHINGTON.- Nuevas investigaciones de la NASA sobre Júpiter sugieren que la “Gran Mancha Roja”, el mayor vórtice anticiclónico de Júpiter, podría ser la misteriosa fuente de altas temperaturas atmosféricas en las altas capas del planeta gigante, según destaca un artículo publicado en la revista Nature. Un estudio liderado por científicos del Centro de Física Espacial de la Universidad de Boston, en Estados Unidos, utilizó observaciones realizadas desde el Telescopio infrarrojo de NASA (IRTF, por sus siglas en inglés) para medir las distintas temperaturas sobre la atmósfera de Júpiter. Tras esta investigación, los científicos descubrieron que las temperaturas en el hemisferio sur de Júpiter son mucho más altas que en el resto del planeta. Esta zona corresponde a la latitud y longitud en que está ubicada la “Gran Mancha Roja”. “Podemos ver que casi de inmediato cuando observamos el lugar en que se encuentra esta mancha, las temperaturas atmosféricas de Júpiter alcanzan los máximos niveles”, destacó el autor principal de la investigación, James O’Donoghue, quien añadió que esto puede ser “una extraña coincidencia o una gran pista” para próximos descubrimientos. El estudio, concluye que la tormenta de la “Gran Mancha Roja” produce dos tipos de turbulencia de ondas energéticas que colisionan y calientan las capas altas de la atmósfera. Según los científicos, es muy probable que las altas temperaturas se deban al choque de estas ondas. “Estas temperaturas extremadamente altas sobre la tormenta parecen ser ‘la prueba incriminatoria’ de esta transferencia de energía” en el planeta, señaló O’Donoghue.

Fuente: Emol.com – http://www.emol.com/noticias/Tecnologia/2016/07/28/814710/Nuevo-estudio-senala-la-posible-fuente-de-las-altas-temperaturas-en-Jupiter.html